los muebles no hacen huelga

el agujetas, con sus piños de oro, cantando por martinetes. los muebles pasamos de la huelga  (y al fondo se oyen sirenas de policía).

nadie diga que es locura
esto que por ti estoy sintiendo
yo es para darte con mi gusto
y ese es el caudal que tengo.

ya yo no soy quien era
ni quien debía yo de ser
soy un mueble de tristeza
arrumbao por la pared.

Anuncios

Acerca de david fernández

Bwv 582
Esta entrada fue publicada en mi casa, Uncategorized. Guarda el enlace permanente.