BAch, el gol al teatro y leipzig

leipzig. eurocopa. alemania jugaba contra dinamarca (bach contra hamlet. la música contra el teatro). un montón de gente veía el partido en una terraza a la vuelta de la esquina. mientras yo estaba tocando en unos soportales de al lado el preludio en sol mayor para violonchelo solo. entonces, justo antes de los arpegios finales, bach metió de un cabezazo (o de un calaberazo) un ruidosamente celebrado gol a hamlet. “to bach or not to bach. that is the question.” dijo hamlet mirando la calabera de bach entre sus dedos. la música metió un gol al teatro.

aún me faltan unos añitos para bordar este preludio. pero después de 15 años dándole vueltas y más vueltas, por fin empieza a sonar. bach era listo como él solo, al igual que hizo en su primer preludio para el clave bien temperado, en sus suites para violonchelo solo utiliza un primer preludio que es un hit, un single que se mantendrá como número uno de las listas por la eternidad. es la vaselina, la punta de lanza, el meter “solo la puntita” …tras la cual viene un trozo de carne en forma de 6 suites –con todas sus danzas– que te desgarra los intestinos. y con qué gusto mantiene uno abiertas esas heridas.

Anuncios

Acerca de david fernández

Bwv 582
Esta entrada fue publicada en mi casa, Uncategorized. Guarda el enlace permanente.