negao

siempre fui un negado para la música. desde mi más tierna infancia. si tuviera vergüenza, o un poco de sentido de la realidad, jamás me hubiera ni planteado ser músico o algo parecido… pero yo ni tengo vergüenza, ni parece que tenga de lo otro. aunque yo pensaba que sí.

Anuncios