#freeschubert con Stegreiforchester

Toda la semana pasada en el norte de Alemania ensayando con Stegreif Orchester, una experiencia única. Casi 30 músicos, la puta muchachada! Todos de menos de 25 años… Chavales! jajajaaj… podría ser vuestro padre! …y luego 3 conciertos brutales de una adaptación de una sinfonía de Schubert. Y aquí en Berlin éxito apoteósico. Además por primera vez probamos lo que se supone que es la razón de ser de esta orquesta, improvisamos una sinfonía completa de 30 minutos, siguiendo las indicaciones de Juri de Marco. Joder. Qué experiencia ser uno más… aunque entre que casi no sé leer partituras, y todo es en Alemán… jajajajaaa!!! No me entero de nada. Solo de lo que suena. Eso sí lo cojo. Ese es mi idioma.

Publicado en mi casa

Cuatro intensos días de tango. Workshop a mediodía, clase por la tarde y a bailar por las noches. Te vuelves insaciable. Quieres aprender, y repetir y repetir ese paso, y bailar esta o aquella música. Y encuentras a compañeras como tú, que para este vicio hacen falta dos, y entonces ninguno de los dos quiere parar. Ni puede. Ni lo intenta. Lo ves en sus ojos; están enfermas como lo estás tú: no te tienes que justificar más. Comer algo rápido y volver a la pista. Ayer 9 horas bailando y cuando se acaba te sabe a poco. Te vas a casa sintiendo el cuerpo del otro aún abrazado al tuyo. Provocando sacudidas y calambres durante el sueño. Sientes aún la presión de su pecho contra el tuyo. Sus pestañas rozándote la oreja. El calor y la humedad de su cuerpo tras horas bailando. Las manos aferradas la una a la otra, recibiendo y emitiendo presiones sutiles que que transmiten indicaciones, ritmos y miedos. No entiendes cómo la gente puede vivir sin esto, y sobretodo no entiendes cómo tú pudiste. Hundes tu cabeza en la almohada y solo esperas que lo que hay en medio de de un día de tango y otro pase rápido. 
Y mis maestros! Gaia, Leandro y Francesco… Ah, qué suerte he tenido de encontraros. Familia mía!

Publicado en Uncategorized

Desde Rusia con horror

Leo que diferentes informes que hablan de la detención ilegal y tortura de decenas de hombres en Chechenia por su homosexialidad. El portavoz de un líder checheno dice que “todo es una absoluta mentira y desinformación”  y  da esta alucinante explicación:

“No puedes detener y perseguir a personas que simplemente no existen […] Si hubiese este tipo de personas en Chechenia, las autoridades no necesitarían hacer nada con ellos porque sus familiares les enviarían a un lugar del que no existe retorno.”

Rusia cada vez da más asco. 

Publicado en Uncategorized

Fin de semana enfermo de tango. El lunes, después de bailar viernes, sábado y domingo, soñé que en medio de la pista había un agujero cuadrado, justo del tamaño de una cama. Y todos los bailarines caían, uno tras otro. Al abrir los ojos escuchaba aún la música, y tenía como una especie de fiebre, de asco. Casi me da un ataque de pánico. Como esa chica con la que no paré de bailar hasta las 3 de la mañana. La pobre tenía ataques de pánico, y se fue calmando a lo largo de la noche. Fue mejor que follar, mejor que hablar, mejor que leer, mejor que ver una peli en 3D, mejor que nadar en pelotas en un lago, mejor que el mar y que la montaña. Lo sabía, lo sabía. Tengo buena intuición. El tango es mejor que la coca, mejor que la comida. Sufro, por supuesto… las putas 500 clases de tango, quinientas!, que he tomado hasta la fecha aún me hacen bailar como un aficionado. Y este mundo es excluyente de cojones… pero ella me aceptó, joder, y me hizo dichoso. Cuando empezaba a sonar la música posaba primero su pecho (sus tetas, su corazón) sobre el mío, entonces, poco a poco iba abrazándome con el brazo izquierdo, luego tocaba mis dedos con su otra mano. Todos los bailarines ya habían empezado a moverse por la pista, al fin nos agarrábamos las manos y poníamos el brazo en posición… entonces la tía tomaba una respiración profunda, armaba todo su torso y construía con él un refugio para el mío. El abrazo es lo más acojonante del tango. La gente que te abraza así, con una entrega brutal, llena de técnica y perfección enfermiza, te desarma por completo. La pista se fue quedando vacía y ahí seguíamos ella y yo. Dichosos los dos, sin a penas haber cruzado tres palabras.

Tengo que aprender a bailar bien. Tengo que aprender a bailar mejor. Tengo que ser mejor. Tengo que bailar mejor. Tengo que aprender bien. Tengo que hacerlo. Tengo que hacerlo. No hay otra opción. Soy un puto torpe, pues tengo que trabajar más duro.

Con lo pedante que soy, ya solo me faltaba bailar tango bien. Algún día me cortaré la cabeza. Lo juro

Publicado en mi casa

Nueva versión y van cuatro

He hecho otra versión incluyendo algunos momentos del concierto. Qué bien me lo pasé! Coñe
Te voy a echar de menos Madrid

Publicado en mi casa

Hasta pronto Madrid!

Vídeo del último concierto en Madrid, antes de volver a los Berlines mañana! Maravilloso espacio de Carole Cervera, y gran noche con Javier Alvarez a mi lado, qué lujo! Gracias a Carole y a Mau y a toda la gente que vino por su apoyo y cariño. El año que viene repetimos.

Publicado en mi casa


Está siendo maravilloso, aunque en días como hoy piense en abandonar. Encerrarme en el garaje horas y horas, a jugar como un loco, como antes, … pero ahora no estoy solo; te tengo a mi lado y me sigues con los ojos cerrados mientras yo mismo no sé dónde voy. Pero seguimos adelante cada día con la locomotora a todo gas, aunque no haya camino ni sepamos dónde coño vamos a acabar. Luego emergemos muertos de hambre y mi bendita madre nos tiene unas lentejas ricas. Qué haría sin estas dos mujeres de mi vida. Gracias por confiar en mí!! De este garaje pasaremos a los mejores teatros. Nos lo merecemos. 

Publicado en Uncategorized

Volver

Después de casi 7 años refugiado en la música y lejos de estas tierras, mañana vuelvo al garaje de mi madre para retornar al que siempre ha sido mi lugar natural: ninguna parte. Y esta vez acompañado con mi Mau! Doy palmas. Qué ilusión compañera. Vamos a disfrutar esto. No sé a dónde vamos ni cómo coño llegaremos, pero nos lo vamos a pasar teta.

Publicado en Uncategorized

Agamia

http://www.agamia.es/es/agamia

La agamia es un nuevo modelo para nuestras relaciones, consistente en el florecimiento de los vínculos sociales mediante la disolución sobre ellos de los lazos bloqueados por la monogamia heteronormativa.

Llamo “gamos” a la unión o casamiento sobrentendidos inspirados en el matrimonio objetivo y formal. Llamo “relación gámica” a aquélla cuya sustancia es un gamos. El sexo es el sacramento del gamos.
Lo que llamamos “relación de pareja”, “noviazgo” o, simplemente, “relación”, no es otra cosa que una relación gámica. Los términos “compañerx”, “amigx especial” o “persona especial” son otros tantos sinónimos de “relación gámica”. El uso del concepto “relación” es subordinado por nuestra cultura a la relación gámica. Cualquier otra relación necesita ser especificada para dar a entender correctamente su naturaleza. Necesita además, y por ello, definirse, en primera instancia, en función de la presencia o ausencia de gamos. Se habla de “amistad” o “relación de amistad” allí donde existe una relación inespecífica sin gamos. Se habla de “relación laboral” allí donde hay una relación laboral sin gamos (mientras que, en presencia de gamos, se hablará de “relación con compañerx de trabajo”). Se habla de “amante” allí donde existe una relación sexual clandestina, en tanto que el sexo, o sacramento del gamos, es conculcado al evitar el establecimiento de un gamos.

Independientemente de los colorcitos de la web y de ciertos tics, está bastante cañero. Hay que echarle un vistazo. Hasta el coño estamos de tanto semos novios o no semos novios! Gracias Vero por el toque.

Publicado en mi casa

Tocar para los ricos

El otro día toqué un par de conciertos en el hotel Adlon de Berlín, había un mayordomo por cada dos invitados. Qué coño era eso. Yo no hago eventos, no? Lo de tocar para la Merkel fue una excepción. Una de las 10 fortunas de Alemania contrató a la orquesta con la que toco a veces, y me plantaron ahí a tocar mi violonchelo eléctrico. A la agencia que organizaba cotarro le encantó cómo hice el mono, que quieren que hagamos más cosas juntos. Que reserve tal fecha. Es cierto, yo quiero dejar de tocar en la calle. Este año es el último… pero por qué tengo que pasar de la calle a tocar en el hotel más lujoso de Berlín o para Angela Merkel? No, no… un momento… tiene que haber otra forma… todo mi trabajo con el violonchelo representa lo más delicado, aquello por lo que he luchado toda mi vida, mi sensibilidad… eso no lo puedo vender para entretenimiento y disfrute de esos capullos. Me pasa lo mismo con la publi, siempre los mando a cagar, aunque la semana pasada me pidieron usar un tema para una empresa que lava ropa de hoteles, y me dije, coñe, no hay nada malo en lavar ropa de cama, no? Mi hermano me dice que soy un gilipollas, que hay que sacar pasta y punto. Mi madre otro tanto. No sé, quizá cuando sea más mayor me rinda, pero mientras tenga fuerza, tengo que mantener el tipo y la dignidad.

Publicado en mi casa

Paraíso 

Cada año me vengo aquí (vengo de venirse y de vengarse) dos o tres meses. Mi mamá me mima; como bien, me obsesiono con mis mierdas, me paso el día haciendo lo que me sale del coño. Me pego mis desayunos continentales leyendo a Descartes o Marco Aurelio y no entiendo ni leches, pero mi café con tostada y mermelada son un bálsamo sobre el dolor que me provocan mis limitaciones intelectuales. Luego me paso dos horas tocando a Bach, me encierro a trabajar o a ver vídeos chorras el resto del día. Según me dé. Estoy en la obligación de disfrutar esto, por todos los que no lo tienen. Ser feliz es un deber moral para con todos los desgraciados. Soy un privilegiado.

desayuno-web.jpg

Publicado en Uncategorized

ecce cello en Madrid!

ecce-2017-DORIAN-CONCIERTO-fb.jpgEl próximo sábado 1 de Abril estaré presentando mi nuevo disco “waterproof” en el antiguo Dorian Club, a partir de las 20h., además también tocará mi adorado Javier Álvarez, qué noche señoras y señores. Costará 10€. La dirección es Calle de las Infantas 21 (Metro Chueca), hay que llamar al telefonillo de Carole Cervera Press. Cuando haya empezado desconectaremos el timbre!! Acudan puntuales y aseados!

Publicado en mi casa

Las bolas rojas del demonio

Esas putas bolitas rojas en la esquina superior de las aplicaciones indicando el número de mensajes me matan. Hay días que no paro de mirar el móvil suplicando una bolita roja aquí o allá, un puto mensaje; ya sea de trabajo, de amor, !9! Nueve nueve!! O de odio. Incluso a veces rebusco en el correo basura, como un perro hambriento, no sea que se haya colado algún mensaje allí por error. Spam me, hazlo, dime algo. Lo que sea. Está ansiedad del puto móvil me va a matar! Y también se me olvidan los nombres de la gente cuando tengo que presentarlos. Hoy ha sido maravilloso bailar tango contigo. Al fin!!

Publicado en Uncategorized | 1 Comentario

Tangooooooo

Ah! BerlinnnnnAquí estoy para bailar en todas tus milongas. Adiós Madrid que me matas con tus Mataderos. 

Viernes en Nou
Sábado en Walzerlinksgestrickt 
Domingo a Max&Morizt
Martes a Clärchens 
:D

Publicado en Uncategorized

Matadero

Cuando tenía 16 años aprendí a colarme y moverme por dentro del matadero de Legazpi como por mi casa. Lo hacía al abrigo de la noche. Aquellas naves desiertas. El runrún de la M30 de fondo. Mi traje de camuflaje. El olor a sangre y heces aún presente. Mi corazón aprisionado entre mis sienes. Estaba obsesionado con el dolor que inflingíamos a los animales. Aquel lugar era el infierno. Aunque por las noches todo estaba tranquilo, yo sabía que durante el día allí tenía lugar una orgía mecánica de sangre. El acto de matar a otro ser vivo —que antaño estaba rodeado de ritos, lucha y necesidad— tenía lugar aquí de una forma vil, cobarde y retorcida; una premisa terrible como prioridad: la comodidad. Matar con comodidad, higiene y economía. Así era la sociedad en la que vivía y que venía martirizándome desde que era un crío. Así que me propuse conocer ese sitio como la palma de mi mano. Iba a destruirlo. Me dibujaba mis planos y exploraba las zonas y los diferentes accesos. El fulgor de la adolescencia me cegaba, estaba convencido de que yo solo podía destruir aquel lugar. Me llevaría meses o años, pero lo inutilizaría de alguna forma. Mi vida tenía una meta. 

Hoy Mateo Feijoo, nuevo director elegido tras un concurso, ha presentado allí las “Naves del Matadero: Centro de las Artes Vivas”

Es curioso que en un mismo enunciado, quepan la palabra “matadero” y “vivas”. Pero así es el arte: lo desvirtúa todo. Lo descontextualiza todo. Dignifica, purifica y dota de humanidad de cara a la ciudadanía a estos lugares malditos. Con lo poco humana que es nuestra humanidad con lo animal. 

Entiendo a Peris Mencheta quejándose. Y a Blanca Portillo. Pero también entiendo a Mateo Feijoo y a sus ganas por conquistar un espacio para los nuevos lenguajes. Y también entiendo a las vacas y a los cerdos. Sobre todo los entiendo a ellos. 

Soy un soñador: Matadero de Legazpi: aún me quedan fuerzas, tiempo y amor como para romperte los cimientos. Además a mis cuarenta cuento con un arma más poderosa que la rabia adolescente: la poesía. (Patético, un día tengo que llevar a cabo otro plan adolescente largamente trajinado: matarme)

Publicado en Uncategorized

Yes, we Bach

Hacer una pieza sobre Bach en Roma! Será mi vuelta a escena. Y con mi Mau!  Estoy feliz. Pero con lo pedante que estoy últimamente, no sé si lo que he escrito va por buen camino, tengo que enviar en unos días el título, necesidades técnicas y la sinopsis.  Qué crueles son a veces las dinámicas y los tiempos que impone lo de fuera. ¿Y yo qué sé lo que saldrá cuando me encierre a trabajar?

Ilustración de MUSIC’us

Bach y el cuerpo frente a frente, sin el espíritu de por medio. La música sin la emoción. El cuerpo sin la danza. Bach sin Dios.

El siglo pasado se nos murió Dios. La música de Bach, que estaba dirigida a lo divino, cae entonces sobre nuestras espaldas de simples mortales, resultándonos insoportable. Escuchamos con nuestros ipods, y descubrimos entonces que su música no habla más de Dios, sino de lo humano; de lo demasiado humano. Ya no es relajante. Todo el dolor, la angustia y el misterio de su música ilumina demasiado; además de cargar con el cadáver de Dios ahora tenemos soportar la luz cegadora de su compositor dirigida a directamente a nuestros ojos. ¡Ya solo nos queda el cuerpo! …una cansada amalgama de tendones, carne, vísceras y huesos. El cuerpo en fuga, imaginando una tras otra todas las danzas de una Suite, pero sin poder bailar ninguna a causa de esa carga. Todas las voces de nuestra cabeza hablando en contrapunto, sonando a la vez, como en su música, cada una con un discurso y un tono independientes y de igual importancia. Insoportable. No hay escapatoria. Pero aunque la hubiera… ¿quién quiere escapar de Bach?

Publicado en mi casa

Juan Sebastian Riachuelo

Bach quiere decir riachuelo en Alemán, me lo descubrió Angélica; pero si Bach es agua, Bach es un océano: horizontalmente se pierde a lo lejos, verticalmente es una inmensidad que desaparece en el fondo del abismo. Además Bach no es agua dulce, Bach es agua salada, hay que aprender a respirar bajo el agua para no deshidratarse bajo el manto insoportable de su música. Nunca he visto que un pez de agua salada muera de deshidratación, ¿y qué beben?. Hay que ser un pez, o mejor un cachalote, con unos cuantos arpones clavados en la espalda rollo Mobi Dick, para aguantar la respiración bajo Bach.

Romper una campana a mazazos, reventarla a hostias haciendo brotar de ella el sonido de su final. Coger los trozos y fundirlos como hacían en Alemania para fabricar balas y cañones y cumplir la función última de una campana: llamar a los hombres para reunirse con dios.

La muerte de una campana. Un cementerio de campanas a lo lejos. Glockenfriedhof: Un campo de fútbol cubierto de campanas. Ya no están colgadas balanceándose sobre el klokkenkerkhof.jpgvacío, ahora yacen inertes sobre el suelo, menos cerca del cielo, más cerca del infierno. Al menos se acabó el vértigo y el mareo. El cementerio de campanas se puede ver desde el helicóptero. «-¿Por qué tocas así este preludio? -Porque estamos en guerra. -¿En guerra con quién, tu estás subnormal?» Angélica se iba a correr con los cascos: “Hoy he corrido 3 passacaglias” “Hoy he corrido 4 passacaglias“. Media el tiempo y el esfuerzo en passacaglias! El passacaglia BWV 582 nos afectó demasiado. Uno no puede escuchar una obra así 300 veces. No debe. De fondo se escucha el pitido de un coche, repite patrones rítmicos entrecortados, insistentemente, me está intentando comunicar alguna cosa, pero el sonido del passacaglia o de la campana todavía resuena en mi cabeza y no logro descifrar el significado el puto pitido. Debería de haberlo grabado, debería de grabar todo lo que escucho, al igual que hacen las compañías que atienden por teléfono que lo graban todo para mejorar su servicio. Mi servicio a mí mismo es una mierda, me distraigo con cualquier cosa, debería de ponerme una queja.

En la segunda guerra mundial Alemania requisaba las campanas para ser transformadas en munición. Los soldados disparando pedazos de campana en el campo de batalla, los sonidos de los disparos sustituyendo a la llamada de los fieles a misa, por la llamada de los hombres contra los hombres. La versión del passacaglia que más me gusta es de Simone Stella, empieza flojito flojito y luego va creciendo hasta que te mete todo el órgano al completo con todos sus tubos por el culo. Aunque la que escuchábamos nosotros es la de Hans Fagius con la fuga seguida y  sus doce con cincuenta y cuatro minutos de duración, que directamente te mete todo el órgano al completo por el culo desde la primera exposición del bajo (un passacaglia se caracteriza por tener un patrón en su bajo que se repite una y otra vez, mientras va cambiando la armonía y la melodía sobre él). Es una de sus piezas más bellas y oceánicas.

Bach es un vicio. Me entrego a él igual que otros hombres se han entregado a la bebida, al tabaco o al pegamento. Sin estar preparado y disfrutando del daño que me hace. Uno no puede escapar de esa música. No puedes dejar de escucharla, y tampoco de tocarla. Es peor que el tabaco. Después de fumarte, perdón, de escucharte dos cajetillas enteras de Bach, te sientes asqueado, tu alma no puede más, estás intoxicado, entonces te dices, uno más, solo uno más y lo dejo. Pero al día siguiente, al igual que ha ocurrido los últimos 20 años, vuelves a caer de nuevo. “Riachuelo mata” debería figurar en discos y partituras.

Publicado en mi casa

El perro de mi madre creyendo en dios


Esa es la roca donde el otro día creí en dios por unos segundos. Hoy parecía que el perro de mi madre buscaba en el horizonte los restos de dios, un poco como cuando busca un hueso o la pista pérdida de una liebre. Aunque bien pensado, los perros ya nos tienen a nosotros para patearlos o para amarlos, así que no necesitan rastro alguno de dios. Pero yo creo que el perro de mi madre se olía que en ese horizonte se apareció el tal dios hace no mucho.

Publicado en Uncategorized

Moviendo el culo

Ayer escribí a Rodrigo García, ahora director del Centro Dramático Nacional de Montpellier (al que cambió el nombre por “humain trop humain”, el “humano, demasiado humano” de Nietzche). Es grande el cabrón, todos hemos aprendido de él… aunque trata a sus actores como animales, y a los animales como a actores de Rodrigo García. Le conocí la primera vez que salí a un escenario, allá por 1996 en el teatro Pradillo de Madrid,  yo hacía “Esto no es mi cuerpo” con Olga Mesa (como no: en pelotas tocando el violonchelo). Quizá es hora de trabajar desde otro sitio, de dejarse apoyar, de creer en mi trabajo y dejar de boicotearme, hora de renunciar a la precariedad como signo de identidad y como motor de rabia. Hola Rodrigo, soy David voy a producir obra nueva, y me preguntaba si hacéis co-produciones… No sabía si contestaría… Pues a las pocas horas, y más majo que la hostia. Así da gusto. Pero deja su cargo para volver a centrarse en su compañía. Zu spät! :(

Vuelvo a sentir aquella energía bruta que me llevó sin parar arriba y abajo tiempo atrás. Estoy vigilante para no cometer los mismos errores. Espero que estos seis años en la calle me hayan roto la maldita rabia, y pueda al fin trabajar desde el corazón, y no desde la tripa. Vamos a mover el culo para poner esto en marcha. Con todo el amor, con todo el culo.

Publicado en mi casa